martes, 1 de noviembre de 2016

RISOTTO DE SETAS VARIADAS DE OTOÑO


RISOTTO DE SETAS VARIADAS DE OTOÑO

Atrás queda el caluroso verano y nos adentramos en un otoño que, de momento, nos ofrece unas temperaturas todavía muy cálidas. Y aquí estamos de nuevo con el reto de Recetario Mañoso,
ya tenía ganas de conocer vuestras propuestas de otoño y lanzarme a elaborar las recetas.

Comenzaré con el primer ingrediente de la temporada: LAS SETAS que, como sabéis, en Aragón son ricas y abundantes.
 

Para mi receta, aprovechando la temporada de setas he elaborado un risotto, y he incluido setas variadas, entre ellas el Cantharellus Cibarius, que predomina en la zona pirenáica, y el Agaricus Campestris o champiñon.




INGREDIENTES
500 g de arroz arborio
1 litro de caldo de verduras (cebolla, puerros, zanahorias)
40 g de setas variadas
1 cebolla
40 g de mantequilla
Un vaso de vino blanco 
1 diente de ajo
100 g de queso parmigiano reggiano rallado
Aceite de oliva virgen extra
Sal y pimienta


 PREPARACIÓN 

Preparamos el caldo de verduras echando las verduras en un litro y medio de agua hirviendo, salamos y cocinamos una media hora a fuego medio.

Limpiamos las setas, laminamos o cortamos en trocitos, dependiendo del tipo de setas que estemos utilizando.

Picamos el diente de ajo muy fino en láminas. Lo freimos en una sartén, con un poco de aceite, y añadimos las setas variadas. Dejamos cocinando unos 5 minutos a fuego medio y salpimentamos. Reservamos.


Cortamos la cebolla en brunoise fina y la pochamos en una sartén con aceite de oliva. Cuando quede transparente, añadimos 20 g de mantequilla, mezclamos bien.

Añadimos el arroz repartiendolo por la cazuela y dejamos tostar unos 2 ó 3 minutos.Vertemos el vino blanco , removemos ligeramente y dejamos que se evapore el alcohol.  

Añadimos las setas que habíamos reservado, con todo su jugo, a la cazuela del arroz. Mezclamos bien, echamos un cucharón de caldo de verduras y vamos removiendo el arroz en movimientos continuados y en círculo.

Cuando el caldo se consuma añadimos un nuevo cucharón y volvemos a remover el arroz. Este proceso lo repetiremos varias veces, añadiendo el caldo hasta agotarlo y procurando que el arroz no se quede sin líquido. Una particularidad del risotto es que hay que remover continuamente el arroz durante la cocción y así, al mezclar, facilitamos que el almidón se desprenda y se vaya formando un caldo más cremoso y ligado.

El paquete del arroz nos marcará el tiempo  de cocción, normalmnete se cuece en 15 ó 16 minutos, Debe quedar al "dente", ligeramente duro. 

Cuando lleguemos al punto óptimo de cocción del arroz, le daremos el toque final de cremosidad. Retiramos la cazuela del fuego, añadimos el resto de la mantequilla y 100 g de queso Parmigiano Regginao rallado. Removemos con movimientos envolventes para que se funda el queso y el arroz se irá poniendo cremoso.

Se sirve rápidamente, caliente y aprovechando su cremosidad. (Fuente de origen: Recetas de Rechupete)







2 comentarios:

  1. Hola! Qué buen platito, te ha quedado genial, perfecto. Sin duda alguna una de las combinaciones que más me gustan. Los "camagrocs" es una de mis setas favoritas para tortillas, les da un aroma y sabor muy rico.
    ¡Te sigo!

    ResponderEliminar
  2. Hola Lidia, que rico risoto, encantados de verte por el Mañoso con esta rica receta, bsss.

    ResponderEliminar

Comentarios